Recuperación de equipos eléctricos y electrónicos

Sería inconcebible el mundo tal y como lo conocemos hoy en día sin la existencia del equipamiento eléctrico y electrónico que nos rodea. Tanto en empresas y negocios como en el hogar, se emplean sistemas de automatización y control inteligente, con la dependencia que ello conlleva. Un siniestro de fuego muchas veces incluye la afectación de este tipo de equipamiento, de vital importancia para el devenir de la actividad habitual. Daños como la corrosión en esta tecnología puede acarrear costosas pérdidas en equipos, interrupciones de producción o de servicios, eliminación de datos  o incluso pérdida de clientes. 

La corrosión es un efecto generado por la combinación de tres factores: contaminantes, humedad y oxígeno. Con el paso del tiempo, en ocasiones puede ser cuestión de horas, este fenómeno puede producir daños irreversibles en los equipos electrónicos y todo tipo de maquinaria. El único procedimiento efectivo a largo plazo para detener el proceso es la eliminación de los contaminantes. Por esta razón los tratamientos de recuperación de electrónicos y maquinaria, están en primer orden de prioridad en la lista los trabajos de recuperación de siniestros.

BMS, una empresa puntera a nivel internacional con implantación en los cuatro continentes,  dispone de personal propio formado durante años y altamente especializado en su trabajo. Aplican técnicas y protocolos con desarrollo I+D propio  que no alteran los componentes de los equipos, siendo capaz de devolverlos al estado previo al siniestro en un plazo breve de tiempo, con la mínima interrupción, contribuyendo así a evitar deterioros por corrosiones en los mismos y garantizando la normal actividad productiva de la empresa afectada. Controlando la humedad relativa y la temperatura ambiente, evita que los equipos electrónicos sufran más daños y así poder realizar la descontaminación oportuna en cada caso.

La recuperación de equipamiento eléctrico y electrónico consiste en la, eliminación de los contaminantes, para lo cual suele ser necesario el desmontaje, montaje y puesta en marcha del equipo. Una vez recuperado, el equipo vuelve al estado previo al siniestro, permitiendo la recuperación de los datos guardados en su interior. La recuperación supone una fracción del coste de reposición de un equipo.

Algunos de los elementos sobre los que solemos realizar la descontaminación son:

  • Ordenadores y servidores de todos los tipos y tamaños
  • Equipos de telecomunicaciones
  • Equipo de diagnósticos y tratamientos médicos
  • Equipamiento de todo tipo de laboratorios de Investigación y universitarios 
  • Electrónica de control en todos los sectores productivos
  • Instalaciones de automática y domótica

BMS garantiza la eliminación de los procesos corrosivos derivados del siniestro. Esta garantía se refiere, específicamente, a los efectos que pueden producir esos contaminantes y es independiente de las que usualmente los fabricantes o servicios de asistencia técnica dan sobre sus equipos o servicios. 

Si desea más información sobre servicios de recuperación de equipos eléctricos y electrónicos y cómo BMS puede ayudarle, llámenos hoy o mándenos un mensaje a través del área de contactos.

Haga clic aquí para obtener una respuesta inmediata 24/7